¿Cuántas cucharadas de avena se debe consumir al día?

Aunque no se duda de los beneficios que puede aportar a la salud, la avena es de esos alimentos que crea controversia respecto a su consumo, representando tanto una forma de ganar peso, como aliada en regímenes para adelgazar, lo que conlleva a preguntarse cuál es la cantidad indicada para aprovechar sus ventajas.

Aunque la avena fue considerada por mucho tiempo como un alimento ideal para engordar a los niños, en la actualidad representa un importante aliado en la pérdida de peso y disminución de los índices de colesterol.

Estas dos caras de la moneda generan muchas interrogantes en cuanto a la cantidad que debe consumirse, su verdadero valor nutricional o el horario más conveniente para incluir en la dieta.

Los especialistas en nutrición concuerdan en que la clave para aprovechar los beneficios del cereal radica en consumir la cantidad adecuada, ya que representa una excelente fuente de fibra a cambio de muy pocas grasas.

Es secreto para el correcto consumo de avena: 2 cucharadas al día

Entre el mundo de los cereales, la avena es conocida por ser coadyuvante en la reducción de los niveles de colesterol malo así como la pérdida de peso; sin embargo, aprovechar estas ventajas requiere la dosis correcta.

Nutricionistas y expertos en la materia, aseguran que el secreto para aprovechar los beneficios del cereal demanda un consumo mesurado dentro de cualquier plan alimenticio, considerando las necesidades y peso de cada persona.

Sin embargo, la mayoría de las opiniones concuerdan en incluir sólo dos cucharadas soperas al día de la importante fuente de fibra y bajo contenido graso, cantidad que supone un aporte aproximado de 100 calorías.

¿Qué beneficios revisten 2 cucharadas diarias de avena?

De acuerdo a investigaciones recientes, 20 gramos de avena –o dos cucharadas soperas– serán suficientes para acceder a la destacada composición del cereal, misma que consta de:

  • Grasas insaturadas
  • 6 de los 8 aminoácidos esenciales
  • Ácido linoleico
  • Hidratos de carbono
  • Vitaminas E, B1 y B2
  • Minerales como hierro, fósforo, calcio, zinc y magnesio

Pero eso no es todo, la avena es igualmente rica en fibra que optimiza el trabajo del sistema digestivo y betaglucanos, componentes encargados de absorber de forma natural, el colesterol.

Esta composición se traduce a una serie de ventajas, siendo las principales:

  • Mejora la digestión y la salud cardiovascular
  • Depura el organismo
  • Produce sensación de saciedad
  • Optimiza los niveles de energía y refuerza la musculatura
  • Fortalece las defensas del organismo y cuida el sistema nervioso
  • Nivela el azúcar en la sangre
  • Controla los índices de colesterol

Si no es suficiente, la cantidad de fibra y mínimo aporte calórico contribuye a la pérdida de peso, acelerando el metabolismo, al tiempo que maximiza el desecho de toxinas, especialmente si se toman 1 o 2 vasos de agua de avena en la mañanas y antes del almuerzo.

Sin discusiones, un alimento capaz de aportar múltiples beneficios únicamente con incluir 2 cucharadas soperas al día.

 

¿Qué te ha parecido? Dejanos tu opinión.

comentarios

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies