Yandex.Metrica

¿Cuántas calorías tiene el queso fresco?

El queso fresco y sus calorías

Los productos de alimentación suelen ser sumamente exquisitos, de manera que puedes deleitar tu paladar y disfrutar del buen comer. Entre lo que más gusta a las personas se encuentra el queso fresco, éste es muy consumido cuando se encuentran en un periodo de dieta para adelgazar; sin embargo, no solamente es de beneficio para tal acción sino para la salud como tal puesto que contiene muchos nutrientes que son de suma importancia para el cuerpo y su desarrollo.

Con el pasar del tiempo se puede hablar de amplios valores nutricional que giran en torno a los quesos, puesto que se derivan de la leche producida por las vacas, quienes normalmente se alimentan de pasto verde que permite una producción mucho mejor. Debes saber que el queso se ha vuelto un producto fundamental para la alimentación, y además es clave cuando de una dieta mediterránea se habla.

Cuantas calorias tiene el queso fresco que compras en el supermercado

La importancia radica en que sepas que cada tipo de queso contiene valores nutricionales diferentes, por ende, las calorías que cada uno posee son distintas. En el caso de los quesos es posible decir que el queso fresco es más consumido por aquellas personas que se encuentran en procesos de adelgazamiento, puesto que en el caso de los quesos curados o con contenido graso impiden que se logre tal cometido.calorias-del-queso-fresco

El queso fresco tiene una mínima cantidad de grasa, lo cual impide aumentar de peso y por lo contrario, permite que haya un control o disminución del mismo, además, debes saber que las proteínas son las que resaltan en este tipo de queso y también se caracterizan por aportar todos los aminoácidos que son requeridos por el cuerpo. Cabe mencionar que el queso fresco es rico en calcio y minerales, así como en fosforo y selenio.

El queso fresco contiene alrededor de 175 calorías, además de 16 gramos de proteínas y 5 de hidratos de carbono. Cabe mencionar que cuando se trata de este tipo de lácteo se encuentra en color blanco, justo el que le pertenece a la materia prima, es decir, a la leche. En la medida en que son procesados pueden cambiar de color, encontrando en el mercado quesos amarillos, verdes y más.

Beneficios del queso fresco

Mucho se habla del consumo de queso fresco durante una dieta y no es para menos, puesto que los niveles de grasa que posee son mínimos y menos aun cuando se trata de queso tierno o recién hecho. Ahora bien, contribuye en gran medida en la reducción de los niveles de grasa y en el mantenimiento de peso, por lo que suele estar en la mesa de todos los hogares. Es importante mencionar que la consistencia del queso fresco es blanda y que no hay proceso de maduración para este, por lo que lo limita de grasa como tal.

El queso fresco conserva los valores nutritivos de la leche, lo que lo vuelve de gran importancia para el cuerpo humano, debido a que contribuye con el desarrollo de los huesos, esto gracias al nivel de calcio que posee. Ahora bien, suele destacarse por el contenido en proteínas, además debes saber que el queso fresco contiene entre 100 y 200 calorías.

Entre las ventajas de las que se puede hablar está el hecho de una mejor asimilación por el cuerpo de todo los nutrientes que posee, así como el que se puede consumir aun y cuando el sistema digestivo no funciona de la manera correcta. Cabe mencionar que es mejor para adquirir sus propiedades que la leche, pues suele tratarse mayor tiempo en la asimilación. Ahora bien, un dato de suma importancia es que los quesos procesados artesanalmente son los que menor cantidad de químicos lleva, es por ello que son los que más se recomiendan para que haya un aprovechamiento de su valor nutricional.

Las calorías del queso con respecto a los gramos

Cuando se cuenta con una cantidad de queso fresco que tiene un peso de 100 gramos, normalmente se habla de 310 calorías las que le corresponden, de manera que cuando incluyas una porción en tu platillo puedes sacar la cantidad de éstas que le corresponde a lo que vas a ingerir. Lo que sucede es que siempre tienes que estar pendiente de lo que vas a comer para no exceder en calorías, debido a que siempre debes ingerir menos de los que vas a quemar con la actividad física diaria.

En el caso del colesterol que puedes encontrar en el queso fresco, el dato onda los 70 mg por lo que es de gran ayuda para quienes están en un proceso de control del colesterol negativo en el cuerpo. Ahora bien, en el queso fresco puedes encontrar vitaminas como la A, además de hierro, magnesio y potasio.

Queso de fácil fabricación

El proceso para la obtención de queso fresco tarde un periodo que ronda las 24 horas, esto debido a que el cuajado no requiere de tanto tiempo y además porque no hay una etapa de maduración, por lo contrario, se dice que posee suero como tal y es a ello que se debe la fabricación rápida. Ahora bien, hay que tener sumo cuidando en la ingesta, puesto que debido a que no posee químicos en exceso, su conservación es un tanto complicada, ya que no dura mucho tiempo y el traslado no debe ser de grandes distancias para evitar que se eche a perder.

Este tipo de queso suele llevar sal, una pizca de cebolla y ajo, ingredientes que también benefician la salud, debes saber que hay fabricantes que lo mezclan con lorocos, chile u otro ingrediente típico del país donde lo procesan. No hay duda que es un producto de suma importancia para la alimentación de la personas, además de poseer un sabor exquisito y de encontrarse en diferentes lugares, lo que permite mayor distribución al consumidor final, además de usarse para dietas de adelgazamiento se usa para procesos de mejoras en el sistema digestivo o para un disfrute de la gastronomía.

Los lácteos son algunos de los manjares preferidos de todo el mundo, cualquier tipo de lácteo es algo encantador y de hecho algunos hasta son buenos para la salud, de lo contrario no te dirían que tomes leche a diario desde que estás pequeño; el problema es que en algún momento crecemos y los lácteos empiezan a tener más grasa de la que nuestro cuerpo necesita y de la que probablemente quemaremos haciendo ejercicio, más en estos dorados tiempos de la información, en que todo el mundo vive sentado tras un computador.

Si le sumamos a nuestro amor por los lácteos, nuestro deseo de mantenernos en un peso ideal y estar llevando una dieta, definitivamente es una mala idea, no por la idea como tal, sino porque tendremos que hacer muchos sacrificios y la verdad es que al final de cuentas valdrá la pena. No es nada raro que cuando haces cuentas de todas las calorías que consumes, no agregues en la cuenta los pequeños acompañamientos que utilizas en la misma, como el caso del queso.calorias-queso-fresco

Probablemente no lo agregas porque en realidad no sabes cuántas calorías tiene el queso fresco, o probablemente no lo agregues porque estás tratando de hacerte trampa a ti mismo y definitivamente eso nunca será bueno; la realidad es que necesitas saber el número de calorías exactas que estás consumiendo a diario, para poder cuidar mantener tu peso correctamente y más importante aún, tu salud.

Queso para calmar el hambre

Así es, aunque no lo creas el queso es uno de esos alimentos que producen una cierta sensación de saciedad y que aunque te guste su aroma y su sabor, no podrás comer más del que necesitas porque le ayuda a tu cuerpo a controlar el hambre y no necesariamente por que hayas consumido grandes cantidades, sino porque hace que tu cerebro segregue más cantidades de la hormona que indica que estás saciado.

Este artículo básicamente es una doble buena noticia, porque no sólo te contaremos cuántas calorías tiene el queso fresco, sino que también acabamos de decirte que te ayudará a comer menos si lo deseas consumir a menudo; de hecho, por encima de toda la cifra que aún no te hemos dicho, se vuelve mucho mejor la cuestión porque en realidad, cuando se trata de calorías, siempre se calculan en base a 100 g y seguro que no comes 100 g de queso en un tiempo de comida.

queso-fresco-calorias

El queso fresco tiene 45 calorías, número realmente bajo y que se basa en 100 g y por cierto no tiene absolutamente nada de materia grasa, un alimento sencillamente excepcional para incluir en tu dieta cuando la sientes un poco monótona. Eso sí, tienes que recordar que no se trata solamente de comer a saciarte o de guardar o no guardar una línea perfecta de dieta, sino de mantenerte, así que no te tomes muy a pecho esta buena noticia y vayas a comer demasiado queso en adelante, porque dañaría es el número de calorías de tu dieta actual.

Otras personas han buscado:

¿Qué te ha parecido? Dejanos tu opinión.

comentarios