¿Es malo comer sandía por la noche?

Sólo una pequeña cantidad de sandía puede llenar su estómago fácilmente.  Usted puede comer sandía en cualquier momento del día. Si tienes el deseo de comer, y quieres comer algo por la noche, entonces es la mejor opción. Sin embargo, hay un problema debido a la falta o lenta digestión de los alimentos durante el sueño, por lo cual la sandía puede permanecer sin digerir dentro del estómago. Puede provocar problemas de estómago al día siguiente.

Aspectos negativos de las sandias.

Si bien es una fruta rica en vitaminas y minerales muy beneficiosas para el organismo, también tiene su lado negativo. Si va a comer la cantidad abundante de sandía, aumentará la concentración del licopeno y otros nutrientes en su cuerpo. La concentración corporal de licopeno y potasio si se eleva a nivel extremo puede causar náuseas, dolor de cabeza, diarrea, indigestión, problemas estomacales, gases e hinchazón.

Otro problema es que es un fruto con mucha cantidad de agua y no se recomienda comerla antes de dormir debido a que puede ocasionar orinar con frecuencia durante toda la noche. Si se come en cantidades moderadas entonces, esta fruta es ideal para el hambre de medianoche.

El consumo de sandía puede inducir reacciones alérgicas. Aquellos que son propensos a la alergia debe evitar el consumo de sandía, ya que tiene un número de enzimas que pueden ocasionar la obstrucción de las vías respiratorias, anafilaxia, hinchazón facial, diarrea y urticaria.

Relación de las sandias con algunas enfermedades

Comer más cantidad sustancial de alimentos cargados de potasio, como la sandía, puede influir negativamente en las personas diagnosticadas con una cantidad excesiva de potasio en la sangre.

La hiperpotasemia puede probablemente contribuir a efectos cardiovasculares dañinos que incluyen un pulso débil o ausente, paro cardiaco y latidos cardíacos anormales. También influyen negativamente en el control nervioso y muscular. Los riñones eliminan el potasio no deseado del cuerpo, y la hiperpotasemia por lo general ocasiona un mal funcionamiento del riñón. La sandía contiene 320 mg de potasio y 3 tazas de sandía en cubitos (456g) contienen 511 mg de potasio. Esta es una cantidad excesiva de sandía para las personas con problemas críticos de riñón.

La cantidad de licopeno que tiene una sandía es de 30 mg o más, lo que posiblemente puede desencadenar efectos negativos desfavorables. La ingestión de una cantidad sustancial de alimentos ricos en licopeno, como la sandía y los tomates, puede contribuir a problemas gastrointestinales. Puede ocasionar problemas intestinales como diarrea, náuseas, vómitos, hinchazón e indigestión. Estos síntomas son muy peligros cuando se duerme.

El consumo de sandía en cantidades excesivas puede desencadenar un alto nivel de azúcar en la sangre, lo que contribuye a la diabetes gestacional. Además, una sandía fría puede contribuir a dolor de estómago grave y diarrea en mujeres embarazadas.

Tenga en cuenta, el consumo de una sandía antes de una comida ocupará mucho espacio en el estómago, por esa razón, tendrá un impacto en la absorción de los nutrientes consumidos en los alimentos. Por lo tanto, este tipo de efecto va a ser considerablemente más grave para la salud de los bebés y las mujeres embarazadas.

Otras personas han buscado:

¿Qué te ha parecido? Dejanos tu opinión.

comentarios

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies